Te queremos presentar la Fundación TODOSUNO, la que abrió sus puertas este año, para recibir a los 32 usuarios de la Hospedería del Hogar de Cristo, de Rengo. Se trata de hombres de entre 18 y 80 años, que por distintas razones se encuentran en situación de calle y, que durante los meses del invierno, se alojan en la Hospedería del Hogar, la que diariamente dejan a las 8:00 de la mañana, para regresar a ella, a partir de las 17:00 horas.

Durante los meses de invierno, la gran mayoría de estas personas quedan cesantes, pues la labor de los packing, donde trabaja la gran mayoría de ellos,  se termina. Por lo mismo, se ven forzados a deambular por las calles pidiendo monedas  para sobrellevar el hambre y el frío que pasan durante el día.

Al no haber organizaciones sociales que den alternativas a este problema, realizamos durante el mes de agosto de 2018, un programa piloto consistente en acoger de lunes a domingo durante las horas del día, a los hospedados del Hogar que no tenían dónde estar. Se les dio desayuno, almuerzo y té, en un espacio físico calefaccionado y en un clima de cariño y hospitalidad.

Al concluir la experiencia, el consumo de alcohol y/o drogas, disminuyó a cero y el sentimiento unánime de los beneficiarios fue volver a sentir que pertenecían a lo que ninguno de ellos tiene: una familia que les brinde afecto, contención y acogida. Ante esto, decidimos formar  la Fundación TODOSUNO, para así poder postular a fondos públicos y privados, extender certificados de donación y, en definitiva, solventar los distintos gastos que genera un objetivo como el que nos hemos propuesto.

Nuestro proyecto, además de la alimentación contempla trabajo remunerado. Durante este año, hemos conseguido que distintos campos de la zona, nos entreguen nueces para devolverlas partidas y envasadas.